kitty excursión

No podían aguantarse más y nos han venido a ver… 8 personas vias Londón aterrizaron el viernes pasado en el mismito Hong Kong.
Yo creo que les hemos pegao buen tute, ferry va, bus viene, sube a The Peak a tirar fotos, vete a Mong Kok a ver GENTE, ponte aqui a comer arrocito rico…
Ellos seguirán viendo cosucas esta semana, mientras nosotros, oh pobres mortales nos tocará currar.

Os dejo con algunos momentos del Kitty tour (no sabéis lo bien que viene el gato con lazo cuando te metes en la marabunta de gente y sois un grupo de 11 personas. ¿Podría haber sido otro motivo el de la varita-guía? Sí, pero queríamos darle un homenaje a la patrona)

Callejeando por los mercaditos de Central
IMG_1803.jpg

En el Jardín de la Nunnery de Diamond Hill
IMG_1815.jpg

De paseito por el jardín
IMG_1821.jpg

Kitty pandi
IMG_1824.jpg

Seguiremos informando
IMG_1822.jpg

Día 333 de la era del dragón

Después de unas requetemerecidisimas, pero cortas vacaciones, aquí estamos de vuelta a Hong Kong

IMG_0422.jpg

Y después de una semana en la que no sabíamos ni cuando era de día ni cuando las noches son, que no sabíamos si estábamos desayunando, cenando o comiendo… vamos consiguiendo volver a la «normalidad» y estamos volviendo a nuestros paseillos.

Pero empecemos por el principio, es decir, por la puerta:

DSC_4452.jpg

La ruta de ayer consistía en conocer una parte de Hong Kong, LA CIUDAD AMURALLADA, en otros tiempos conocida por varias cosas :
– por ser la más densa del planeta: 1.923,077 habitantes por kilometro cuadrado,
– por ser una «isla» China dentro del británico Hong Kong,
– por ser controlado por las tríadas (mafia china) durante años y
– por ser un lugar al que autoridades Chinas y Británicas dejaron a la deriva durante muchos años.

Un poquito de historia:
Cuando China entregó Hong Kong a los Británicos, allá por 1840, ambos gobiernos firmaron un tratado por el cual, China tendría un espacio militar – administrativo donde podrían comprobar y vigilar la influencia y desarrollo de la colonia británica pero sin capacidad de intervención. Durante años ni un lado ni el otro supieron muy bien como administrar este territorio que estaba en zona de nadie y de todos y se fue convirtiendo en un isla dentro de otra, murallas incluidas (de ahí que se llame Walled China, La china amurallada.
Cuando Hong Kong dejó de ser colonia británica, fue momento de poner fin a esa «irregularidad» en la que se había convertido este territorio.
Se demolió por completo aquel laberinto de calles y edificios donde apenas entraba la luz del sol y donde, 35.000 personas en aquel momento, habían sobrevivido en pésimas condiciones.
En apenas dos años «aquello» quedó barrido y convertido en un parque. FIN.

Pues ayer fuimos a ESE parque. Un parque con toda su decoración.
Que si un estanque con pagoda por aqui…

IMG_0313.jpg

Que si otra pagodilla por allí…

DSC_4527.jpg

Otra más por aquí…

DSC_4476.jpg

Abuelos centenarios de paseíto…

DSC_4497.jpg

Bellas alegorías de los signos del zodiaco

IMG_0292.jpg

Paseos empedrados

DSC_4470.jpg

Detalle del suelo

IMG_0305.jpg

Lo único que se ha conservado de la antigua ciudad amurallada son dos cosas: la muralla que la aisló del resto de la ciudad durante casi 100 años:

DSC_4460.jpg

Y los cimientos de una de las cuatro puertas, la puerta sur

DSC_4603.jpg

Terminado el paseo por el parque y después de despedirnos del guardián de la puerta…

DSC_4609.jpg

…Decidimos que era hora de dar un homenaje a estos cuerpecitos y nos fuimos a uno de esos restaurantes en los que sólo sirven postres. Sí, sí… Un invento! No tienes que protestar porque el bistek esté poco o muy pasado o porque la sopa está fría NOOOO, te sientas… pides… y disfrutas. Sólo hay postres!!!!
Y cómo no, al restaurante que nos fuimos ayer está incrustado en uno de los millones de centros comerciales que tiene Hong Kong. Veamos algunas panorámicas del mismo, empezando de nuevo por la puerta

DSC_4620.jpg

Os juro que ayer no usamos esta puerta. No, no entré al H&M… ayer.

El centro comercial tiene 12 plantas a las que puedes subir y bajar de una a una y «tiendear» a gusto…

IMG_0367.jpg

… O tienes la posibilidad coger también la escalera express que te sube los pisos de 4 en 4, amén de los ascensores

IMG_0371.jpg

Los centros comerciales están llenitos cualquier día de la semana a cualquier hora. Están abiertos de domingo a domingo y las tiendas que encuentras dentro suelen abrir de 11 a 11 (con algunas variaciones) ininterrumpidamente. Además del H&M… hay tiendas de ropa de cama donde no se pueden hacer fotos jijiji…

DSC_4635.jpg

Tiendas de chuches…

DSC_4636.jpg

Pantallas que te hablan…

IMG_0357.jpg

Construcciones de cartas…

DSC_4621.jpg

Sujetadores que te sonríen…

IMG_0370.jpg

Restaurantes…

IMG_0361.jpg

Más restaurantes…
IMG_0364.jpg

El restaurante de los postres JEJEJE

IMG_0352.jpg

Nuestros postres… Al fondo tartaletas de mango. A la izquierda arroz tailandés con mango en crema de vainilla. A la derecha frutas variadas en leche de coco y pomelo. En foto no sale pero pedimos un zumo-batido-granizado de sandía… ñam ñam… Todo por 9 euritos.

IMG_0348.jpg

Bien, salimos de esta locura de centro comercial…

IMG_0358.jpg

Para pisar un poco la calle

IMG_0374.jpg

Y ver un poco de la vida de los lugareños, que si comiendo alguna cosilla…

IMG_0377.jpg

Que si a punto de jugar al mahjong (Es una mezcla… así para entendernos… de… el dominó y la perejila) Aquí lo juega tooooo cristo, pequeños y mayores, hay club de mahjong en todas partes, se juega con amigos, familia… y además se deben de jugar una pasta.

IMG_0383.jpg

Es que uno encuentra actividades para todo los gustos. Aquí una bella panorámica de personas entrenando en el club de golf

IMG_0391.jpg

Después de una pateadita estupenda, el nuestro cuerpo, que lo cuidamos todo lo bien que se merece, necesitaba café y la única posiblidad de tomar algo por esa zona era….? Efectivamente otro megacentro comercial. En este pudimos encontrar los playmobil tamaño natural:

IMG_0396.jpg

Una pista de patinaje sobre hielo (aquí una niña aprende con ayuda de un pingüino… es que no les falta detalle…)

IMG_0401.jpg

Una tienda de DVD y CD donde tenían toda la colección de Pedro Almovódar con subtitutos en ingles (casi imposible de encontrar en las tiendas en España) Varias de Luis Buñuel, Diarios de una motocicleta, Muerta de un ciclista… y por supuesto cine francés, italiano, alemán… a tu ti plén. Contenta estaba, sí.

DSC_4652.jpg

Unos chinos con rastas tocando las maracas…

IMG_0405.jpg

Y es que los centros comerciales son zonas enormes, con espacio libres también enormes y siempre están organizando eventos de toda clase. Esta semana, por ejemplo, en el centro comercial que está debajo de nuestra casa, ha habido una exhibición de gimnasia deportiva.

Más paseíto por aqui y por allí y ya era hora de ir a Central, a Hong Kong Island…

IMG_0414.jpg

Y coger nuestro ferry, que ya lo echábamos de menos

IMG_0418.jpg

Y volver al bar de los cacahuetes a por una San Miguel hecha en Filipinas y a que nos saludara la camarera y a ver a unos amigos… en fin… sábado

IMG_0433.jpg

Y vuelta a casa…

IMG_0442.jpg

En Hong Kong hace frío y no me río

Uno de tiempo.

A ver, que no es que estemos a 20 bajo cero, que no es eso, no, que andaremos entre los 8 y los 12, con una humedad del 98%. Pero que repito, no es el frío, que aquí se pasa en 3 o 4 semanas, pero no, no, no, no es que haga frío. Es que no apagan el aire acondicionado :-S

Supongamos que estás con un biruji de esos que pelan en la estepa castellana, veáse la calle Santiago (Valladolid), calle Preciados (Madrid) etece etece… Y te metes al corte inglés pensando que vas a entrar en calor, o mejor, al bar más cercano y TIENEN PUESTO EL AIRE ACONDICIONADO!!! Además no sólo es que los lugareños no se quejen y pidan que lo apaguen… es que piden tenerlo. Es decir tenemos frio fuera de casa y dentro de casa. No hay calefacción (total, son 3 días, dicen)

Vale, pero en tres días Apagad el aire, sniff, sniff, por favor.

En mi ofi vamos todo con el abrigo puesto, por los pasillos hay aire acondicionado y no veas lo que te piensas ir al servicio, claro que luego estoy 10 minutos en el secador de manos, para que se me quite el color azul de las uñas. Ayer mis compañeras de ofi me dejaron una bolsa de agua caliente y ahí estuve abrazada a ella toda la mañana 🙁

DSC00199

La olla calentita

O lo que aquí llaman «HOT POT» es una comida típica de estos días de invierno y cómo se agradece por cierto, ya que las casas no están acondicionadas a las 3 o 4 semanas de frío, así es que este puchero puede que sea lo único realmente calentito que encuentres en casa: Una olla caliente.

DSC00195

En qué consiste: El Hot Pot es como una fondue de sopa. En el centro de la mesa se coloca la olla de metal o barro que siempre está hirviendo o al menos calentita con un caldo de diferentes sabores y con diferentes especias y alrededor hay carne, verdura, pasta o pescado. Los ingredientes se van añadiendo al compás que estos se van comiendo.
Hay mucha literatura alrededor del Hot Pot (no sólo ingredientes como os he dicho) que si lo trajeron los mongoles, que no hombre que no, que un pueblo nómada no se sienta a organizar algo tan elaborado, que fue la dinastía Tang quien lo introdujo en el norte de China y después la dinastía Quing los que extendieron esta costumbre por toda China… (más información)
Sea como fuere este tipo de preparación de puchero, actualmente fácil de encontrar incluso en muchos restaurantes, se ha convertido en una forma de reunir a familias y a amigos, de compartir una mesa con productos variados, sobrosillos y calentitos y celebrar juntos una vez más el año nuevo chino (aunque no sólo se come en el Año Nuevo Chino)

Por cierto, aquí nuestros compañeros de piso alrededor del Hot Pot que nos preparó Wing un Hong Konés de pura… cepa?

DSC00194

Que aproveche!

Hola, Gatita.

Cuando tenía entre 8 y 10 años los regalos de cumpleaños más deseados tanto si regalabas como si te regalaban, lo más, de lo más, de lo más… era merchandising de HELLO KITTY, cuantos más “estuchitos”, “gomitas”, “lapiceritos”, “cuadernitos” “libretitas”….tuvieras más mejor.

Así fueron los cumpleaños durante 2 o 3 años, de manera que una acabó por aborrecer al gato con lazo y pensando que… en el mejor de los casos, lo peor ya habría pasado y que una no se encontraría más con semejante cursilería… ya, ya…

Pues bien, pasan tantantos años, pero tantantos sin exagerar y me encuentro con el gato con lazo aquí en el mismito Hong Kong. Es decir, me las creía a salvo, separada de Hello Kitty en el tiempo y en el espacio y zas… aquí me la encuentro.Pero no ha sido éste un encuentro casual, no, no… que Hello Kitty esté en un par de agendas y dos o tres muñequitos, no, no, Hello Kitty está en todas partes, te guste o no, su presencia está tan, tan, tan presente que Carmen Chú en su visita hongkonina le puso el mejor apodo que hasta ahora hemos encontrado: “la patrona”.

Es tanta la representación del “felino” que ahora pensar en aquellos “estuchitos”, “gomitas”, “lapiceritos”, “cuadernitos” “libretitas”… es que me da la risa, (porque no estoy en España si no le sacaba fotos a las libretitas que sé que aún están guardadas, sí, vale, a lo mejor no la aborrecí lo suficiente como para tirarlo, el que sea forofo de las papelerías me entenderá).
Vean si no, vean, vean y crean. Pueden verse imágenes de nuestra patrona en…

Bolsos pequeños:
Bolso

Maletas grandes:
Maleta

Chuches:
Chuches

Más chuches:
Chuches

Tallarines:
Noodles 2

En los Seven-Eleven:
Muñecos

En los autobuses:
Autobús

En el MTR:
MTR

En los escaparates de los centros comerciales:
Centro comercial

En los anuncios de los salones de boda:
Bodas

En los parabrís de algunos autobuses:
Picture(2)

Incluso en algunas tarjetas de crédito:
Hello Kitty cards

Vivir para ver, ni el Madrid tiene tanta presencia en merchandising. Habrá que rezarle un gatonuestro… Amén

Dia 92 de la era del dragón

Ayer fue lunes… en todo el mundo mundial, incluso aqui 🙁

Una pena!! Pero además tuvimos «verbena». Me levanté con un dolorcillo en la colleja que fue subiendo al paso que avanzaba el día. Soy demasiado aficionada a caerme desmayada en los sofás y el «último desmayo», dos horas hecha un cuatro «cogiendo el sueño» en el sofá me han dejado el cuello más tieso que una vela. La verdad es que es como un dolor de muelas, pero a la altura de las cervicales.

Bien si ya está claro que tengo el pestorejo hecho papilla, paso a narrar la visita al doctor de ayer. No puedo ir a la farmacia y decir, mire usté que me he quedado cuajada en el sofá, deme un relajante muscular o algo. No. Tienes que ir a la clínica del campus (las maravillas de tener seguro méd¡co pagado por la Uni). Por lo que vimos dicha clínica está dotada de 8 salas de consulta, un dispensario (farmacia) una sala de minioperaciones y un pantallón enorme en la sala de espera donde ponían Mazinger Z. Que propio! Pensámos al unísino.

Pides a la señorita de recepción, ataviada desde ya con una mascarilla, cita si no la tienes, te da un papel con tu número y en 20 minutos estábamos hablando con el doctor. El doctor es una persona muy amable que también lleva mascarilla. Tanta mascarilla por todas partes puede parecer más grave a nuestros ojos, pero no a los suyos. Y es que desde que tuvieron la infección del SAR, para estas cosas son muy miraos y si tienes una tosecilla el médico te receta primero la mascarilla y luego el jarabe. Es decir, es bastante común que en una zona donde las bichi-bacterias andan a su aire como es una clínica, el personal lleve mascarillas todo el día, en todo momento.

Como decía, el doctor chino me atendió muy amablemente. Me dio una receta con la que fui al dispensiario y donde me prepararon las medicinas siguiendo mis necesidades y la receta del doctor, claro. Es decir: antiinflamatorios para 3 días: 12 pastillas, protector del estómago, otras tantas y una minipomada, tamaño-3 días. Cada medicina trae pegada la dosis que necesito, como podéis ver a continuación.

Dispensary

Y así es como estaba yo anoche.

Dispensary

Yo creo que además de las pastitillitas me podía haber dado unas vacaciones por prescripción médica. Las hubiera recogido de mil amores en el dispensario.

Día 80 de la era del dragón

80 días aquí ya!!
Si fuéramos Willy Fog acabáríamos de dar la vuelta al mundo, pero como somos los Peláez, hemos cambiado el cuento y hemos decidido quedarnos por el sudeste asiático un pelín más. Seguro que no hemos visto taaaaantas cosas como el Sr. Fog, pero oye, alguna vamos viendo.

Ayer San Viernes, después de la clase asesina de las 8 de la mañana y la reunión más asesina todavía de 3 horas, me escapé a mis aposentos, es decir, me eché una soberana siesturri.

Y como no sólo de pan vive el hombre y no puede ser que uno vaya del trabajo a casa y casa al trabajo, ayer me fui con otras 4 churris a una clase de danza del vientre. Hay veces que tengo que pararme a pensar «¿Dónde era que estabas?» Ayer fui con otras dos españolas, una canadiense y una hongkonesa a una clase de danza del vientre en Hong Kong, es que a veces le cuesta a uno ubicarse. Además cuando llegamos estaba terminando la clase anterior que era de flamenco, allí estaban 5 o 6 chinas con su profesora, china también y un clavel en la oreja zapateando al ritmo de una guitarra española. Pues alli estuvimos, hora y media de danza del vientre, muertas de risa, intentando que al final de la clase las caderas siguieran en su sitio.

Mi santo nos esperaba a la salida para tomarnos una cañita, como así lo hicimos en una terracita de Central. Si es que aún no nos hemos quitado las sandalias y es 10 de noviembre!!

César le da le Yakichán de loto a su ratito de hacer fotos por Central
Celia da el Yakichán de loto a la clase de baile.

Día 66 de la era del dragón

El día 66 de la era del dragón puede tener varias lecturas. Todo depende de la boca que lo cuente. Sin entrar en detalle podríamos decir que: tuvimos una reunión de 4 horas, que en casa nos esperaban unas ostras frescas y que terminamos el día con un partido de tenis antes de degustar una deliciosa comida china. (versión Cuqui)

Entremos en detalle.
1) La reunión, en inglés toda ella (por lo que hubiera agradecido unos subtítulos) iba sobre los presupuestos que se aprobaron en la reunión de curso pasado (que yo no estaba) es decir, yo… haciendo la lista de la compra. El profesor Dr. Hung, enfrente de mí estuvo todo el tiempo con los ojos cerrados, no sé si dormido o en estado de meditación profunda.

2) Las ostras. Cuando regresé a casa a recoger a Mister Peláez, éste se estaba poniendo las botas a ostras. Un compañero de piso es camionero y reparte comida, o sea que había conseguido UN SACO DE OSTRAS a precio de calamares a la romana, que degustó hasta el gato de la casa.

3) No, no estoy loca por el tenis ni me encanta su ritmo tan electrizante. Pero es que no os podéis imaginar la de pistas de tenis que hay por todas partes. Así es que una llega a la conclusión de que o las regalan o te regalan algo cuando vas.
Ni corta ni perezosa, reservé una cancha el viernes pasado para que mi santo y yo hiciéramos un pelin de deporte y pusieramos un poco en movimiento estas nuestras lorzas.
Es importante aclarar que ninguno de los Peláez sabe jugar al tenis. Nos dejaron unas raquetas, unas cuantas pelotas de tenis y hala… a jugar.
Estas son algunas instantáneas del momento, que por supuesto hicimos más deporte agachándonos a por las pelotas que jugando… que desastre…
Sr. Peláez:

Tennis at CUHK

Sra. Peláez:

Tennis at CUHK

4) En casa nos esperaban nuestros tallarines hinchables. Es decir, abres el bote, lo llenas de agua caliente, esperas 3 minutos y tienes la cena hecha. Buenísimos, porque los hay de todos los colores, sabores… (versión Sra. Peláez)

César da el yakichán de loto del viernes a las ostras que se comió aunque dice que no le gustaron mucho 😉
Celia da el yaquichán de loto al mismito viernes por el hecho de ser viernes que ya es bastante.

Dia 52 de la era del Dragón II

Ya dejé de echar ZZZZzzzz…y os cuento la parte del viernes que le tocó vivir a la señora Peláez en esta nuestra universidad.

los teachers

Esta semana ha sido la semana cultural en la Uni. Cada día se le dedicaba a un continente. Y el viernes fue el de América. Hicimos un refrito entre el día de América, el 12 de octubre y el gazpacho y colocamos un stand los profesores de español y la sociedad hispánica de alumnos. Vendimos gazpacho, pan con tumaca y tequilita con zumo o «cazuela». Uno de los profesores tiene un grupo de música mexicano y allí estuvieron amenizando el evento.
Os dejo aquí el link donde podéis ver más FOTOS del momento, están hechas por Shadow Terremoto, la chica de gafas fantásticas y pañuelo en la cabeza que aparece al final.

Con retraso pero doy el Yakichán de loto al gazpachito rico que me salió.

Dia 45 de la era del dragón

Y llegó el viernes!!! Santo día en todas partes creo yo.
Resumiendo fue clase + comida + reunión + barbacoa.
El día empezó prontito. Tengo una sola clase los viernes y es de 8:30 a 9:30, una pena se mire por donde se mire, alumnos y profesor están «empanaos», pero ahi estamos todos.
A las 12:30 comida de departamento. Aún no tengo pillado el punto a las horas de comida porque me da la sensación de que cualquier momento es bueno para comer, ya que los restaurantes están siempre a pleno rendimiento, pero digamos que es más bien: comida a las 12:30/13:00 y cena a las 6:30pm/7:00pm. Vale, pues comida simpática a las 12:30 con los de administración.
Reunión de tres horas soporífera. Parece que esto también es internacional: «bien este punto (discutido durante una hora) lo matizamos en la próxima reunión» 🙁
Termino de hacer la compra que tenemos barbacoa y a casita a hacer un gazpacho de color indefinido por hacerlo con pimientos verdes y una tortilla deconstruída (se nos pegó :-S) También me han dicho que no la intente hacer en una sartén de wok, que tampoco funciona.
Vean algunos momentos de la barbacoa donde además enviamos una cometa al espacio (cosas tailandesas):
Infiltrado, Celia y César
20071005-DSC 4159
Infiltrado y Win
20071005-DSC 4162
Edu y Celia (con un vinito dentro :-D)
20071005-DSC 4160
Cometa
20071005-DSC 4170

César da el Yakichán de oro a las alitas con miel que salieron de la barbacoa
Celia da el Yakichán de oro a haber salido ilesa de la primera reunión de departamento y a l buen rollo de la barbacoa.